cuentitos 1

Erase una vez una niña a la que gustaba vestir de negro, ver películas de Bela Lugosi y afilarse los colmillos que crecían disparados. Decían que era una vampira pero no era cierto porque el sabor de la sangre le daba repelús, prefería el zumo de granada y las gominolas de fresa. Sus vecinos la miraban con sorpresa y ella pensaba ¡qué raros son! ¡yo solo quiero jugar!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s